Foto cabecera

PastorOvejas Atardecer en Tierra de Campos, Palencia, España. (A.Mª.F.)





EL DÍA QUE ENTREVISTÉ AL GRAN CARLOS FISAS



A FONDO

                                   
                       El Ateneo Barcelonés tal como lo conocemos hoy data de 1904, cuando cambió su sede original desde 1872 en Las Ramblas nº 36, por la actual del Palau Savassona en la calle Canuda esquina a la plaza Villa de Madrid, ambas en Barcelona. Esta referencia es precisa para acallar las lenguas viperinas que aseguran que Carlos Fisas fue Secretario de la Entidad desde su origen.   

                     Doy fe porque el mismo protagonista me lo aseguró en 1987 cuando lo entreviste: – Lo niego rotundamente –zanjó-. A mí me nombraron dos días después de su inauguración.


Carlos Fisas (1919-2010). Imagen tomada durante la entrevista (St. Andreu Expréss)

Ramblas, último tercio del siglo XIX. En el centro a la izquierda, el alto edificio del Teatro Principal, donde se
ubicaron las dependencias de la  primera sede del Ateneu Barcelonés. 

Después de su remodelación en 2008, de frente, el edificio del Ateneu en la actualidad.


EL CONSEJO QUE LE DIO JOSEP PLA


Publicado en Gaudí y Más. 16 de julio de 2016
REEDICIÓN
Publicado en SANT ANDREU EXPRESS.  Junio de 1987



               No quiero imaginar los estragos que hubiera provocado nuestro personaje si llegan a soltarlo en los salones del Versalles de Luís XIV, porque a ver qué dama se resiste ante un galanteador tan divertido que lo mismo te explica los orígenes del perfume o los del supositorio o las cualidades del ajo, que te informa de que la mejor defensa en un juicio consiste en desnudarte ante un juez.

             Cerebro agilísimo, crítico corrosivo, creyente inamovible en cuatro cosas básicas, a sus sesenta y tantos años lo conoce casi todo. Por saber, sabe hasta la frase con que yo pensaba encabezar esta entrevista y ya no me atreveré. Es de Chesterton y reza así: “Divertido es lo contrario de aburrido, no de serio”.

            - ¿Conoce los distritos de Sant Andreu, Nou Barris i Sant Martí?

            - Pues sí. Yo hice la mili en el cuartel de Artillería de Sant Andreu y cuando podía me escapaba con un chusco (una barra de pan) y me metía en alguna taberna a beberme un vaso de vino, más que nada por salir de la vida militar que no me seducía nada. Además, fíjese, un gran aficionado a la música como yo, y soy incapaz de marcar el paso, hasta el punto de que me tuvieron en el pelotón de los torpes durante tres meses. Pero me consuelo porque conmigo estaban el hoy catedrático Francisco López Estrada y toda una serie de intelectuales.

            - Por su veteranía y su relación de muchos años con el Ateneu, habrá conocido a muchas personalidades de las letras. Cuéntenos alguien que le impresionara.

             - Uno de los primeros autores que me dedicó un libro fue Josep Pla. Recuerdo que me preguntó: “Tu escrius?”, “Sí, cartes a la família demanant-los quartos, sóc un escriptor de via estreta”, “i, te’ls envien?”, “Sí”, “Doncs llavors tu ets un escriptor de via ampla”. Y me dedicó un libro, “Viajes en autobús” donde puso: “A Carles Fisas, escriptor de via ampla, esperant que aviat serà un escriptor de via estreta” (*).










Una muestra de sus amenos libros de historia

           - Un hombre de letras, ¿cómo valora las próximas Olimpiadas de 1992? ¿Se pueden comparar con alguna de las circunstancias vividas anteriormente por Barcelona?

            - Lo más similar fueron las exposiciones Universales de 1888 y 1929, pero yo de deportes no entiendo nada. Los únicos ejercicios que he practicado en mi vida han sido la gastronomía y el amor, y los dos en calidad de aficionado. ¿Qué cuál cansa más? Sin duda la gastronomía porque después de comer uno queda saciado, pero después de hacer el amor uno quiere repetir. Claro que el que pueda o no, ya es otro cantar.



EL HIJO DE ALFONSO GUERRA

          - Vd. en este momento está escribiendo “Historia de las historias de amor”. Un caso como el de la dimisión de Gary Hart en los Estado Unidos o la de Miguel Boyer aquí, ¿hubieran sido posibles hace un siglo o dos? (**)

           - Hace un siglo o dos sí, porque existía un concepto de la moral pública unido al de la privada. Lo extraño es que suceda hoy. Por ejemplo, el vicepresidente Alfonso Guerra tiene un hijo con una señorita fuera del matrimonio y se exhibe como si nada. Entiéndame, yo lo que considero censurable es el exhibicionismo. Exactamente igual que la homosexualidad. Yo tengo amigos homosexuales con cuya amistad me honro, pero no soporto a las locas que van provocando por las calles (***).

         - Son conocidas sus polémicas opiniones sobre si el Conde de Barcelona lleva un título que le corresponde.

         - Es cierto. Sucede que ese título va unido a la Corona de España y pertenece al monarca reinante, al igual que los de Rey de Castilla, de León, de Aragón, etc. ¿Qué hubiera pasado si el Rey Juan Carlos le hubiera cedido a su padre el título de Rey de Castilla? La Generalitat podría aclararnos si hemos de acatar al rey de España que no es Conde de Barcelona, o al Conde de Barcelona que no es Rey de España.

         - Háblenos de algo personal. Usted tiene un hijo único ¿Cómo lo ha educado?

           - Como se ha dejado.

         - ¿Y se ha dejado mucho?

        -  No mucho. Mi hijo dio un salto atrás y salió a mi padre, los dos hombres prácticos. No como yo, para quien más de un tornillo ya significa un jerogífico. Pero en fin, espero que con el tiempo comprenda que su padre siempre quiso lo mejor para él y que el amor de padre es insustituible.





Diversas portadas de sus libros HISTORIAS DE LA HISTORIA


          - Señor Fisas, déjenos su conocimiento de la Historia con un personaje divertido.

          - Sócrates, porque no escribió nada y los demás se apresuraron a recoger sus palabras.

        - Uno perverso

         - El puritano. Para él todo es perversión. Ve una estatua griega e imagina aberraciones donde los demás sólo ven arte.

        - Y uno valeroso.

         - El jubilado que piensa que va a poder llegar a fin de mes con su mísera paga. Porque yo quisiera ser jubilado, pero con tiempo para hacer lo que me apeteciera y rentas para pagármelo.

      - Esa jubilación que describe la quisiera yo a los cuarenta, Señor Fisas 


      (Lo que me ha hecho reír el erudito maestro Fisas durante la entrevista merecería otro par de páginas y confieso que aunque no suelo fumar, lo había acompañado al principio para provocar la conexión. Pero me vi incapacitada para seguir su ritmo, porque antes de descontarme, él ya había encendido diez cigarrillos de los cuatro paquetes que consume habitualmente).

       Un encuentro inolvidable. 



Ana Mª Ferrin

(*) "¿Tú escribes?" "Si, cartas a la familia pidiéndoles dinero. Soy un escritor de vía estrecha" "¿Y te lo envían?" "Si" "Pues entonces eres un escritor de vía ancha". Y me escribió esta dedicatoria: "A Carlos Fisas, escritor de vía ancha, esperando que pronto sea un escritor de vía estrecha"

(**)  Gary Hart, norteamericano, candidato demócrata a la Casa Blanca en 1987, y Miguel Boyer, ministro español de Economía del Gobierno socialista en el mismo año, dimitieron de su cargo por el escándalo que provocaron sus relaciones extramaritales con Donna Rice e Isabel Preysler

(***) No hacía mucho, según me contó, había testificado a favor de un amigo suyo profesor y homosexual, al que querían despedir sólo por su condición, sin haber dado ningún motivo. "Argumenté que por la misma regla de tres también podrían despedirme a mí, porque me gustaban las mujeres. Mi amigo era un hombre digno" 

18 comentarios:

  1. Todo un lujo haber realizado un entrevista a un hombre que abrió un camino muy interesante en la historia de divulgación, un pionero en contar la historia de otra manera.
    Sobre el asunto de que Fisas había "testificado" a favor de un amigo suyo, espero que no recurriese textualmente al gesto romano que era, precisamente, declarar agarrándose los testículos, según nos cuentan.
    Un saludo, Ana María.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como en esta ocasión sólo tuve una página en lugar de la doble central, no pude escribir todo lo que surgió del encuentro. Y créeme que la ocasión fue para doble y más.
      En cuanto al gesto de testificar, en este personaje no lo creo posible, aunque vete tú a saber. Seguramente como colega tuyo lo conocería.
      Saludos desde el mar

      Eliminar
  2. Ana María, siempre es un placer leerte.
    Nos traes temas variados y muy enriquecedores. Al aportar tu valioso bagaje profesional, vuelves a dar vida a esos personajes.
    Personalmente, te lo agradezco muchísimo.
    Te envío un abrazo fuerte y me encantaría volver a verte si vienes por la zona.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como sucede con nuestro amigo Cayetano, Fisas fue un historiador que tenía una visión desmitificadora y sabía mostrarnos a los personajes en traje de faena. Por eso igual los veíamos subidos en una columna dórica coronados de laurel, que en calzones. Como en la vida misma.
      Si iré por la tierra. Besos.

      Eliminar
  3. Que emoción debe de ser el poder hacer entrevistas a personajes tan celebres.
    Me he descargado varios libros de Carlos Fisas ya que creo que son de gran interés.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegrará contribuir a que pases buenos ratos. Ayer hablábamos con mi marido de rescatar varios libros suyos que tenemos fuera para releerlos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Un personaje de lo más agradecido para un entrevistador, culto e ingenioso. Todos no, pero al menos media docena de libros suyos si tengo. De los de Historias de la historia, varios.
    Un abrazo, Ana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los libros de Carlos Fisas son de esos a los que uno vuelve cada vez que los ve. No es fácil unir erudición y chispa como él hacía.
      Espero que ya esté encaminando las vacaciones.

      Eliminar
  5. Tivesse eu feito essa entrevista com Carlos Fisas, que graças a você estou sabendo quem era, e o que significava para a cultura espanhola, certamente teria me sentido orgulhoso. Digo isso porque aos 16 anos de idade, estudante que era, tornei-me locutor de rádio e, aos 18, acrescentei ao rádio o jornalismo; mais tarde me formaria em Direito. Nos jornais em que trabalhei escrevi sobre política, entre outros assuntos, e, mais tarde, sobre Direito. Por ter vivido muito tempo nesse meio de rádio e jornal, sei bem o que representa um feito como o seu, entrevistando uma personalidade como vejo que foi Carlos Fisas. Bravo, Ana!
    Abraço.
    Pedro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La realidad es que Fisas, como usted por su experiencia ha detectado, fue un buen profesor que podía prescindir del periodista para lanzar un monólogo atractivo. Tras su imponente aire académico daba la sensación de conocer las preguntas por anticipado. Pero no era así, la rapidez se debía a su erudición, como pude comprobar al verle responder con la celeridad de un camarero que fuese poniendo sobre el mostrador los platos cocinados a la vez que se le pedían. Tenía una visión global de la Historia, que unida a su notable memoria y elegante ironía lo hacían el entrevistado ideal.
      Un afectuoso saludo.

      Eliminar
    2. Um homem com a erudição de Carlos Fisas, com o conhecimento que tinha da História, com a sua verve e experiência, mostra-se como o entrevistado ideal, como você diz. Mas, não tendo o entrevistador vocação e talento para o jornalismo terá dificuldade em saber o que poderá interessar ao leitor do jornal, da revista, do rádio, da TV. E, sendo assim, o entrevistado poderá parecer menos brilhante.
      Abraço, Ana.

      Eliminar
    3. Hombre, un mínimo de dirección siempre es preciso. Porque no es lo mismo entrevistar para un periódico general, diario o semanal, con la inmediatez de la noticia y sintetizando al máximo, que con destino a un reportaje de la revista Historia16 con sus trabajos de 20 páginas donde podías profundizar los temas. De ella, después de cerrar en 2008 después de 32 años, puedes coger cualquier número atrasado y está tan fresco como si acabara de publicarse hoy mismo. Es intemporal.

      Eliminar
  6. Genial. "Conocía" a Carlos Fisas desde mis años adolescentes por leer sus varias "Historia de la Historia" que tanto se vendieron durante los años 90 y desde luego se caracterizaba en la pluma por su buen humos, una cualidad que por lo que veo destilaba por los cuatro costados en la charla y el diálogo.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sus "Historias..." son libros eternos. Por la gracia y brevedad de sus capítulos siempre puedes cogerlos y dejarlos en espacios breves.

      Otro para ti.

      Eliminar
  7. "El entrevistado ideal" dices en uno de los comentarios Ana María.Caramba, que no abundan.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un personaje que cada respuesta suya puede ser un titular, no está nada mal. ¿No te parece?

      Eliminar
  8. Ana una entrada muy interesante,igual que el entrevistado. Todos los puntos que desarrollas en la entrevista dan para varios titulares como tu mismo dices.
    Yo al igual que otro de mi generación en su día adquirí alguno de sus libros.Tendré que buscarlos en la biblioteca para darles un repaso.
    Te felicito por esta entrada,muy interesante.
    Besos
    Puri

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te haya interesado.

      Y te deseo un buen verano con quienes quieras y te quieran.
      Un abrazo.

      Eliminar