Foto cabecera

sorolla "Niños corriendo por la playa". Joaquin Sorolla



¿QUÉ SIENTE EL ARTISTA CUANDO CREA?




                                      Quizá con estas cuatro letras sólo busque rescatar uno de los bellos recuerdos de infancia, el de los pintores callejeros de mi Barrio Gótico barcelonés, nuestros queridos artistas al aire libre, au plein air, que dirían los impresionistas, aquellos insensatos del siglo XIX a los que se les ocurrió saltar de sus estudios al exterior cargando telas, caballete y colores, plantándose en la esquina de cualquier calle o sendero para plasmar lo que veían.

   Quizá sea porque acabo de enterarme de que para vivir hoy ese idilio, en muchos lugares de mi país, España, el artista tendrá necesidad de guardar entre su documentación viandante un permiso oficial que lo autorice a practicar algo tan peligroso, como robarle al paisaje un puñado de vida.

  Quizá, para continuar estando más o menos lúcida, deberé rebuscar en mi cerebro ese gramo de locura que el pasado 4 de julio le brotó al pintor Antonio López desde muy dentro, empujándolo a localizar aquel cuadro de 2010 que había empezado con la Gran Vía madrileña como tema, abandonándolo después en el archivo de su almacén, para ceder el puesto a un encargo más urgente.

   Once años había tardado López en retomar la idea, cuando ese jueves día 4, a los 85 años, vestido de faena con pantalones cortos, camisa, botas y una gorrilla roja, nuestro artista vivo más internacional se armó con los bártulos del oficio metiendo sus materiales en una bolsa roja de plástico y plantándose en la Puerta del Sol. Lugar al que no tardarían en llegar dos policías municipales cumpliendo órdenes, exigiendo al artista que les mostrara su licencia para pintar.   

   Señores agentes, que Antonio López es manchego, paisano de Don Quijote. ¿Qué mejor credencial que esa, para ser un soñador? 



Josep Mª Subirachs ante su obra, Santo Tomás. (A.Mª.F.)



Antonio López retomando su cuadro de 2010 en Madrid, 2021. (elpais)



Martín Giraldo pintando la Pta de Murillo, en el Pº del Prado, Madrid
(descubriendoelarte.es)
  


Benjamín Palencia, pintor de la Generación del 27, junto al río



Claude Monet



Monet pintado por Pierre-Auguste Renoir



Edouard Manet en su estudio flotante.



MEMORIA, ESENCIA, CULTURA