Foto cabecera

AMFQuijoteSancho2 Entre Don Quijote y Sancho, Ana Mª Ferrin en Alcalá de Henares, Madrid.





CUBA, SIEMPRE EN NUESTROS CORAZONES



 Empezamos otra salida de ruta.

No dejaré de seguir vuestras andanzas

aunque pararé unos días mis entradas.

Cuidaros. ¡Hasta la vuelta!   

                 

                                   En agosto de 1989 nos encontrábamos recorriendo Alemania con nuestra autocaravana y llegamos hasta Passau, frontera con Checoslovaquia, porque queríamos visitar unas fábricas de cristal que mi marido conocía. Al llegar a la frontera nos encontramos que todos los aduaneros alemanes estaban atendiendo una avalancha de coches a territorio alemán, pero casi ninguno en el puesto de los que deseaban entrar en Checoslovaquia, como nosotros. 

   Uno de los empleados nos informó de que había un éxodo de checos porque se rumoreaba que el Muro de Berlín estaba a punto de ser derribado, con lo que eso suponía para el cambio del mapa político y social europeo. Por eso los policías checos no querían complicarse la vida, huyendo también muchos de ellos y dejando salir a todo el que quería entrar en Alemania, algo que nos pareció delirante porque después de cruzar el país habríamos asegurado que en Berlín la vida seguía como siempre, ellos en el Oeste y los del Este en su territorio. Pero no era así. Una marea subterránea corría por todos los países socialistas de donde sus habitantes aprovechaban para escaparse. 

   Poco más de dos meses más tarde caía el muro de Berlín. Y tras esa efeméride, con más drama, como en Rumanía, o menos, como en Checoslovaquia, una nueva época fue situando a cada una de las dictaduras socialistas surgidas tras la IIª Guerra Mundial, en el plano político decidido por sus habitantes. 

   O sea, que aunque de puertas afuera de esos países no se notaba la realidad que se escondía entre sus pobladores, en un determinado momento un ¡Se acabó! colectivo, hizo a sus gobernados perder el miedo al miedo con tal determinación, que prácticamente sin resistencia los dirigentes que hasta el día anterior vivían oprimiendo al pueblo, desaparecieron.         




Como vimos en Argentina a las Abuelas de la Plaza de Mayo, exigiendo la libertad y regreso de los desaparecidos  y presos, las Damas de Blanco cubanas junto a muchos compañeros, exigen dignidad y justicia perdiendo el miedo al miedo (1)


¿LLEGÓ LA HORA?

Publicado en Gaudí y Más. 25 de julio de 2021


                                     Esta entrada podía ser extensa, mucho, por las experiencias de mis dos viajes - completitos- a la isla. Del mismo modo podríamos mostrar multitud de las imágenes que dan cuenta de la brutal represión que viven estos días nuestros hermanos cubanos por el simple hecho de expresarse pacíficamente exigiendo la democracia. Pero el mejor documento es el aportado por quienes están viviéndolo en primera persona, como en el excelente trabajo publicado por nuestro compañero, el venezolano Alí Reyes, que también sabe de exilios (2). Sus autores son los protagonistas, y desde este rincón del sur europeo sólo nos queda apoyarlos y hacernos oír ante nuestros gobernantes.

  Por muchos intereses que haya, éste es el momento de que los cubanos escojan su futuro por ellos mismos, que todos desean tranquilo y en paz. Ellos ya han sufrido bastante.

   En noviembre de 1986 coincidió mi primer viaje a la isla, con la bajada de las campanas de La Habana para su restauración, las mismas que habían repicado para celebrar Cuba la independencia de España en 1895, un siglo antes. Ya por entonces muchos cubanos nos comentaban con guasa a los viajeros españoles, que cómo habíamos hecho para deshacernos de nuestro dictador. Al responderles que Franco murió a los 82 años, en la cama, nos decían que el suyo (Castro), era otro gallego, así que ellos tampoco lo tenían fácil con el suyo, porque además éste tenía un hermano y toda una corte de "licenciados".

   Sabiendo que Castro murió a los 90 años en 2016, y que su hermano Raúl tiene ahora esa misma edad y dejó el poder en 2018, no extraña que a los cubanos se les haya acabado la paciencia y estén decididos a cambiar de nuevo el rumbo de su historia.  



Imagen de una de mis crónicas sobre Cuba en St. Andreu Expréss. (A.Mª.F)


                                       Entre 1857 y 1859, de los 4 a 6 años, el Libertador de Cuba, José Martí, vivió con sus padres en una casa de la ciudad de Valencia, España, en la Plaza del Milagro del Mocadoret (4).  Desde este lugar hoy convertido en un pequeño restaurante donde pueden adquirirse recuerdos, con nuestros mejores deseos para los habitantes de Cuba, enviamos estas líneas.





Fachada y placa de la Casa de José Martí en Valencia. (3)
                   

   Ana Mª Ferrin


(1) https://www.radiotelevisionmarti.com/a/detienen-a-damas-de-blanco-y-las-amenazan-con-prisi%C3%B3n/286948.html

(2) Blog Tigrero, de Alí Reyes: https://tigrero-literario.blogspot.com/2021/07/cuba-realidad-ignorada.html

(3)  Fachada: https://www.cubaidea.com/turismo/casa-de-jose-marti-en-valencia

 Placa: https://centroculturaljuanbosch.com/casa-del-libertador-cubano-jose-marti-en-valencia/?doing_wp_cron=1627377988.8476929664611816406250

(4)   La historia del Milagro del Mocadoret (mocadoret en valenciano. En castellano o español, significa: pañuelito), pueden leerla en el comentario de nuestro compañero desdelaterraza-viajaralahistoria, en esta misma entrada.

42 comentarios:

  1. Estoy con el pueblo cubano y deseo que logren esa libertad que tanto ansían y que tanto les está costando.Besicos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Raro es el español que no sienta a Cuba y su gente como hermanos, es algo que confirmé en mi primer viaje. Y desde entonces, donde sea que haya encontrado a uno de ellos, los lazos no han hecho más que afirmarse. Un beso.

      Eliminar
  2. En primer lugar, gracias por tu cita a tigrero y por dejarme varios detus enlaces en la entrada de "Realidad ignorada", las cuales he leído con detenimiento y he comentado también.
    ---
    Celebro que la casa donde vivió Martí en España haya sido conservada. Y lo mejor es que es un restaurante.
    ---
    Buenísimo lo que dices de las Damas de Blanco. Pero es aberrante lo que la Bonafini (líder de un grupo de las madres de Plaza de Mayo) dijera acerca de sus equivalentes cubanas: Que estaba bien que les mataran a sus hijos por tratar de huir de Cuba ¿Qué tal?... HIPOCRESÍA EN EL MÁS PURO SENTIDO DE LA PALABRA.

    Y en cuanto a lo que viviste en Checoslovaquia-Alemania es algo que está para hacer un relato. Llegaste a ver algo que más nadie había advertido y que todos supimos de manera descarnada dos meses después ¡Guauuu! Aunque no soy muy optimista en cuanto a Cuba, pues su condición insular y el hecho de que todo el mundo se conoce, y las autoridades conocen a todos (G2) me hace pensar que para el momento en que esto se escribe, los esbirros de la dictadura estan haciendo una batida sistemática en toda la Isla, mientras lo que tienen poder de desición en el resto del mundo solo defienen a la dictadura castrista porque contra ella... ¡Ni con el pátalo de una rosa!

    Para finalizar quiero dejarte lo dela Bonafini en letra de imprenta:
    https://rebelion.org/las-llamadas-damas-de-blanco-defienden-el-terrorismo-de-estados-unidos-y-las-madres-de-la-plaza-de-mayo-simbolizamos-el-amor-a-nuestros-hijo

    ResponderEliminar
  3. Estuve buscando el video deonde la Bonafini dice que está bien que hayan matado a sus hijos por huir de Cuba. Lo vi en un video pero ahora no lo consigo. Seguiré buscámndolo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que cuentas de Hebe de Bonafini no lo conocía. De ser así, sus propias palabras nos muestran al ser humano que había en realidad bajo el pañuelo blanco que no merecía llevar, en medio de tanta madre huérfana de hijos y nietos y tanto dolor por los desaparecidos en Argentina.
      Pero dejémosla de lado, ni una palabra más sobre ella.

      Centrémonos en lo importante: Cuba y su situación en la actualidad. Estemos atentos a lo que pasa en esa querida tierra y en cómo va gestándose lo que allí sucede. Cordial saludo, Alí.

      Eliminar
  4. Olá, Ana, gostei muito de ler esse belo trabalho, de sua lavra, sobre o que você viu quando chegava em Berlim, com sua família, na ocasião em que o Muro de Berlim estava prestes a cair, dando livre passagem para os alemães que viviam sobre o regime comunista na Alemanha Oriental, fato esse que viria desencadear, como você bem disse no seu texto, uma onda de irresignação por parte das pessoas que viviam atrelados a esse regime. Adiante, você fala também sobre o regime comunista, agora em Cuba, onde há movimentos grevistas do povo que sempre temeu estas manifestações, mas que já ultrapassou o limite do medo e está brigando por liberdade, o que, no meu entender seria muito bom se lá, em Cuba, instale-se um regime democrata com a liberdade que se tem hoje na
    Alemanha, para a escolha de seus representantes, via voto, enterrando-se em Cuba essa lástima que é o partido único.
    Parabéns, Ana, pelo excelente trabalho.
    Uma boa semana, cuidando da saúde.
    Grande abraço.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de Cuba merece un profundo estudio.
      Pasaron de la vida tribal a la colonización por parte de España, que, como tantos otros países del continente americano de su época, los situó en otra dimensión al mezclarse con ellos y crear una nueva sociedad. De la colonización, a las dictaduras del comunismo, fascismo y socialismo.
      Pero Cuba fue de los países que añadió otra realidad social a la nomenclatura política de un pueblo de gran valía, merecedor de otra realidad: el Sultanismo.
      Exactamente como si nos encontráramos en el Golfo Pérsico.

      A ver qué pasa con ellos, Pedro. Como tú, les deseamos todo lo mejor.

      Eliminar
  5. Abandono momentaneamente mi retiro estival para visitar ocasionalmente dos o tres blogs amigos.
    En efecto, el pueblo cubano ya ha sufrido bastante: dominio colonial y neocolonial, dictaduras de todo signo y condición. No se lo merece la población. Últimamente he leído un par de novelas de Leonardo Padura, quien reparte críticas a la hora en que toca reparto. Y me afianzo en lo dicho: ya se ha sufrido bastante. Ojalá este noble pueblo encuentre pronto su camino lejos de la dictadura castrista y postcastrista y sin tutelas de nadie, pues de todo ello ya han tenido lo suyo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahí está el tema, Cayetano. Lograrlo por ellos mismos sin injerencias ajenas. Que los dejen tranquilos, tanto sus vecinos continentales del Norte, como los infiltrados orientales y soviéticos, que ya pululan por allí haciéndose los imprescindibles.
      Solitos, que ya tienen mayoría de edad y saben andar sin ayuda.
      Saludos y que sigas en tu mejor veraneo.

      Eliminar
  6. Ojalá sea el principio del fin de la tiranía para los cubanos...

    Abrazos y más abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dios te oiga, Carlos, esperemos que todo se resuelva bien.

      Saludos y Buenas Vacaciones.

      Eliminar
  7. -Estos regímenes políticos totalitarios, autoritarios, intolerantes,con ese discurso de las masas.Todo una supremacía en este caso politico.Como se puede comercializar de esta forma la libertad o derechos de un pueblo.
    Ojalá ya se vaya razónando las cosas para poder ser una democracia plena ,ojalá .
    Un abrazo y que disfrutes de esos momentos hasta la vuelta :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es algo muy delicado por el absoluto control del pueblo que han conseguido en 63 años de sometimiento, de fomentar el miedo. Pero cuando ves a nombres que han sido importantes allí, respetados, y que empiezan a apoyar a su gente, la esperanza crece. Vamos a ver, Bertha.

      Eliminar
  8. Hola Ana:
    Ojalá que Cuba, como Venezuela, salgan de estos regímenes de ladrones, que solo buscan su enriquecimiento personal, a costa de la pobreza de la nación.

    Es difícil, porque están entronizados y conocen las debilidades que producen las carencias de la población

    Besos Ana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si tú, que has sufrido la realidad de esas tiranías sordas que te despojan de todo y te obligan a dejar tus bienes, tu tierra y tu gente, los llamas así, estás en todo tu derecho y tienes toda la autoridad de llamarles ladrones y lo que te parezca.
      Saludos, Manuel.

      Eliminar
  9. Muy ineresante la anécdota del cruce de frontera.
    Ciertamente, la "marea humana" cuando empieza a gestarse arremete cada minuto con más fuerza hasta que logra derribar muros de diferentes índoles.

    Y, hay que decirlo, siempre son las mujeres las que van al frente. Basta buscar en el mundo los movimientos en reclamo de garantías y derechos...
    Las Madres de la Plaza desde 1977, las Damas de Blanco desde 2003...

    Que disfrutes mucho de estos días vacacionales!!
    Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las mujeres hace tiempo que perdimos la vergüenza y el miedo ante esos individuos.
      Pero también hay que recordar que con los primeros que se atreven y los primeros que sufren sus manos criminales son los hombres, padres, hijos. Vamos, que cuando el Mal Poder ve que puede perder sus beneficios, no son muy finos que digamos.

      Eliminar
  10. Buenas tardes amiga Ana, en primer lugar, darte las gracias por pasar y votar.
    No recuerdo si fue ayer o anteayer pasé a leer esta entrada, pero no pude leerla, el blanco de las letras con el fondo negro y algo de irritación en los ojos me dificultaba mucho la lectura.
    Lo de Cuba y Venezuela ya clama al cielo, es inaudito que sigan viviendo esa dictadura y que los países no reaccionen ante semejante atrocidad. Y mejor, no hablar de España y de este gobierno con su postura, ya que es para vomitar.
    Espero que, realmente sea el final, pero el final de verdad, ojalá Dios lo quiera.
    Un fuerte abrazo y buenas vacaciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siento lo de tus ojos, sé de lo que hablas.

      En cuanto al tema de la entrada, difícil está el asunto. Pero a veces, el mismo pueblo decide cambiar las cosas y te sorprende con un movimiento que en dos días le da un giro a la situación y nos deja a todos pasmados por lo bien que lo han hecho.
      Acuérdate que a nosotros nos pasó en la Transición y con el Muro de Berlín lo mismo.
      Ojalá veamos algo así en Cuba. Buen verano para ti también.

      Eliminar
  11. Les deseo mucha suerte. Se la merecen después de tanto sufrimiento.
    Que disfrutes de unos felices días.
    Yo estuve en Galicia y, dentro de unos días, iremos a Asturias.
    Un beso y mi recuerdo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es verdad. Ojalá tengan esa suerte, que la merecen.

      Vaya dos sitios estupendos por donde te mueves, no pueden ser más bonitos. Petonets.

      Eliminar
  12. Ojalá estas manifestaciones pacíficas sea el principio del fin, de tan larga dictadura, pero, hay que dejarlos que lo consiga el pueblo cubano sin interferencias de terceros países. Y ojalá también, que Joe Biden, retire ese embargo comercial que le tienen los EE.UU. a la Isla desde hace ya sesenta años. Una vergüenza más de este país que presume de democracia.
    A pasarlo bien, amiga Ana, que seguro que merecido tienes estas vacaciones.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Manuel.
      Hace días estuve leyendo las declaraciones del gran Pablo Milanés, un símbolo para los cubanos, poniéndose al lado de los manifestantes y exigiendo que liberten a los encarcelados por pedir el fin de la dictadura. Milanés vive desde 2004 en España.

      Aprovecho para felicitarlo por haberse recuperado del trasplante de riñón que le donó su esposa gallega.

      Eliminar
  13. Olá, Ana, gostei muito de ler o que você escreveu sobre Cuba. Que povo sofrido. Não dá para engolir ditaduras ou ideologias extremistas. Não é o que os povos pedem ou necessitam.
    Uma boa semana,
    beijos.
    (Ótimo o que você nos enviou, leremos logo, obrigada!!)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Largos son los tentáculos que apoyan a Cuba, Venezuela y otros gobiernos rancios y corruptos, que aunque ven sufrir a los habitantes de esas tierras miran hacia otro lado. El análisis es muy simple y nada tiene que ver con la política. Sólo tenemos que observar de qué países son la gente corriente que se ve obligada a huir a escondidas y con lo puesto, y hacia dónde buscan refugio. Eso nos dará la respuesta, Tais. Petons

      Eliminar
  14. Muy interesante tu entrada, hay que vivir esos momentos, esos tiempos de cambio que se produjeron y se producirán, siempre con la esperanza de que sea a mejor, siempre procurando que el pueblo soberano hable y se manifieste, que se dejen escuchar y su voluntad prevalezca sobre todo.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es. Sencillito de entender.
      Por eso, que no traten de hacernos ver lo blanco, negro.

      Saludos, José Aº

      Eliminar
  15. Los cubanos no se merecen tanta miseria acumulada.
    Buenas vacaciones.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A poco que se den las circunstancias vamos a tener ante nosotros un país brillante, en el lugar que se merece. Con todas sus libertades y dueño de su destino.
      Y puede que a no tardar.
      Saludos a ti.

      Eliminar
  16. Se esta comentando en las redes que Raul Catro fallecio el 30 de Julio a sus 90.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son tiempos de filtraciones interesadas y también de bulos. Hay que ser cautos y ya veremos qué pasa.
      Gracias por la visita, FB.

      Eliminar
  17. Como viajera observadora y persona culta, no me extraña que descubriera ese rincón de Valencia, en el que vivió José Martí en su infancia. Cuán pocos, incluso valencianos saben que Martí vivió aquí y menos aún que conozcan la casa donde lo hizo. Una plaza, la del Miracle del Mocadoret, que así se llama en recuerdo de uno de los milagros de San Vicente Ferrer, que en una de sus predicaciones indicó a quienes le seguían que siguieran el vuelo de un pañuelo que él lanzo al aire, advirtiéndoles que les conduciría donde era preciso atendieran una gran necesidad. Así fue, el pañuelo en su vuelo penetró por una ventana y en ese cuarto encontraron a una mujer a la que ayudaron en su inminente parto. Aunque muy céntrica -está al lado de la plaza de la Reina-, en una de las salidas de esa pequeña y recoleta plaza, hay un mosaico que rememora los hechos.
    Pero no quiero desviarme del asunto principal, el recuerdo para nuestros hermanos cubanos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por su primera línea, propia de alguien muy, pero que muy bien documentado.
      En cuanto al episodio que nos descubre, he añadido un pie de página con él. Nadie mejor para ilustrarnos que un amante de la historia y natural de esa tierra, como usted.

      Me sumo a su recuerdo para nuestros hermanos cubanos, que aunque sin mucho escándalo están viviendo unos tiempos que pueden ser decisivos. Estaremos atentos.

      Eliminar
  18. A ver si por fin tienen algo más de libertad los cubanos.
    Salu2.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miedo da eso de: "Cambiemos algo mínimo, sin importancia, para que nada cambie..."
      Saludos a ti.

      Eliminar
  19. Esperemos que todo termine,
    y llegue esa libertad tan ansiada
    y merecida, un placer visitarte.

    Besitos dulces

    Siby

    ResponderEliminar
  20. Fuerza Cuba!
    Te dejo un abrazo Ana María, como siempre una alegría llegar hasta tu espacio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bueno tu deseo para Cuba.
      A ver si todas las fuerzas de todos los cielos se alían.

      Un beso.

      Eliminar
  21. Hola,
    Muchas gracias por tu aportación a dar voz al pueblo cubano que se encuentra sumido en una dictadura de más de 60 años, la más larga del continente americano.
    Aunque llevo muchísimos más años en España que los que pasé en Cuba, mi tierra natal, no olvido esa tierra a la que siempre llevaré en mi corazón.
    No conocía lo de la casa de Martí en Valencia, su padre era un militar valenciano y su madre chicharrera, de Tenerife, así les llamamos a los de la isla de enfrente, viví 45 años en Gran Canaria. Pronto, si Dios quiere iré un par de días a Valencia, y ya he puesto en mi itinerario la Plaza del Milagro del Mocadoret, de Valencia lo que más me gusta en la Ciutat Vella, se parece mucho a La Habana de mi infancia.
    Saludos y ha sido un gusto leer esta crónica.

    ResponderEliminar